Somos especialista en ortodoncia infantil

Somos especialistas en ortodoncia infantil. Nos ocupamos de los problemas dentales de los más pequeños de forma personalizada.

¿En qué se diferencia la ortodoncia de los niños y de los adultos?

Existe una diferencia principal entre niños y adultos a la hora de realizar un tratamiento de ortodoncia. En el caso de los niños, como aun están creciendo, podemos modificar o guiar el crecimiento de los huesos.

Ortodoncia infantil funcional

La ortodoncia funcional se realiza en edades tempranas. Aprovechamos el crecimiento del niño para corregir anomalías esqueléticas.

En ocasiones este crecimiento es excesivo en cuyo caso deberemos intentar frenarlo, y en otros existe un déficit en el crecimiento, nuestro objetivo entonces, será estimularlo para que no exista en edad adulta una descompensación de los huesos maxilares. Estos tratamientos se denominan ortodoncia funcional.

Usamos muchos tipos de aparatos según el problema de cada niño. Hacemos un estudio de cada caso para diagnosticar y explicar el aparato más adecuado para cada paciente.

¿Cuándo es la edad ideal para realizar una ortodoncia funcional?

La edad ideal depende de cada niño, ya que el ritmo de crecimiento es muy diferente de unos a otros. Existen algunos casos en los que el tratamiento debe realizarse en edades muy tempranas (5-6 años), por eso en nuestra clínica recomendamos visitas anuales al dentista desde que empiezan a salir los primeros dientes para que los niños se familiaricen con el dentista y nuestros especialistas puedan diagnosticar y estudiar la evolución del crecimiento de los dientes y de los huesos maxilares.

Ortodoncia infantil interceptiva

La ortodoncia interceptiva sirve para corregir problemas o malos hábitos de forma precoz y evitar que evolucionen en casos más complicados en un futuro.

Algunos de los casos que tratamos en niños son la succión del dedo, respiración oral, mordidas cruzadas, erupción anormal de los dientes definitivos, deglución atípica etc. En este sentido es importante que los niños visiten al dentista desde pequeños para que si existen estos problemas se puedan diagnosticar y tratar en el momento oportuno.